Proceso de embotellamiento de vino tinto

CONTENIDO

tabla de contenido

El vino es una de las bebidas alcohólicas más populares alrededor de todo el mundo, pero pocos conocen el proceso de producción del vino tinto. Si bien cada empresa se rige por su propia experiencia y usa su conocimiento para su elaboración, hay pasos indispensables para hacer un vino tinto como todos lo conocemos.

En esta ocasión dedicaremos un post especialmente para que nuestros lectores conozcan desde el paso uno hasta el último en el proceso de producción de vino tinto

Seguramente en más de una ocasión has visto en imágenes, videos o anuncios publicitarios algunas partes del proceso, como la recolección de uvas. Sin embargo hoy veremos cada paso con más detalle.

Sigue leyendo y descubre todo lo que hay detrás de la elaboración del vino tinto mexicano de la mejor calidad. Si estás buscando ejemplos de los vinos tintos en el país con aromas inigualables te invitamos a que revises el catálogo que vinos El Cielo tiene preparado para ti.

1.- Vendimia

La vendimia es el nombre que se le da a la recolección de uvas en su punto exacto de maduración. Éste debe estar bien controlado ya que será vital para el resultado final del vino, por ejemplo, durante el periodo de julio a octubre son los meses ideales para vendimia en México.

Aspectos como el nivel de azúcar de las uvas dependen del momento de maduración en que se corten. Este factor puede traer consecuencias en el nivel de alcohol así como de la fermentación en otras etapas del proceso de fabricación del vino.

2.- Despalillado

Después de hacer la selección y recolección de los mejores racimos, el siguiente paso para continuar con la producción del vino tinto es el despalillado. El despalillado es la actividad de separar uva por uva del resto del racimo, a esto también se le llama raspón.

Con esto se pretende recolectar la mejor uva de las ramas y hojas y eliminar aquellas en mal estado que, si se quedan en las siguientes etapas, pueden aportar sabores no deseados durante la maceración del mosto, algo que se evita para no estropear el sabor del zumo.

3.- Estrujado

Posterior al despalillado, las uvas desgranadas pasan por una máquina estrujadora que rompen la piel de la fruta (llamada hollejo) hasta llegar al mosto, ubicado en el interior.

Pese a que esta acción requiere de cierto nivel de fuerza, es importante no ser demasiado exhaustivo para evitar el rompimiento de las semillas de las uvas. Si se rompen y se mezclan en el líquido éste podría volverse más amargo.

4.- Maceración y fermentación

La maceración es un proceso de intercambio de compuestos entre las partes sólidas y líquidas, en ella se definen algunas de las características que todos conocen sobre el vino, como el color, astingencia, estructura y más. Esto se debe principalmente a lo que aporta el hollejo y su contacto con el mosto.

Posteriormente con la misma mezcla las levaduras que llevan la piel de las uvas hacen la parte de la fermentación. El azúcar de las uvas durante 10 y 14 días se fermenta hasta obtener alcohol etílico. Para que todo salga correctamente, lo ideal es que no pase a una temperatura superior a 29°C. 

6.- Prensado

Ahora, al terminar la maceración y la fermentación continúa la etapa del descube, la cual consiste en el cambio del líquido a otro recipiente para que la fermentación se haga ahora más lentamente.

Por último, una vez que se termina el proceso de fermentación completo se realiza el prensado. Éste consiste en hacer fuertes presiones mecánicas sobre la mezcla obtenida, que da como producto final el llamado vino de prensa.

7.- Transformación maloláctica

El vino en este punto contiene un carácter altamente ácido a cualquier paladar, esa característica será necesaria controlarla y para hacerlo se debe someter a otro proceso llamado transformación o también fermentación maloláctica. Su duración va alrededor de 15 y 21 días, tiempo suficiente para que el ácido málico se convierta en ácido láctico.

8.- Crianza

El resultado de la fermentación ahora se almacena en barricas de roble blanco, el cual puede ser francés o americano y dependiendo de su nivel y técnica del tostado serán los aromas que aportaran al vino.

Además de aportar aromas terciarios al vino tales como especias, madera o cuero, también le confiere la posibilidad de una larga guarda. Este almacenamiento dura generalmente entre 6 y 18 meses.

Posterior a esto continúa  el proceso de limpieza, el cual se divide en dos partes llamadas trasiego y clarificación. El trasiego consiste en cambiar de depósito varias veces para extraer elementos sólidos acumulados y evitar su contaminación. Después, la clarificación elimina las impurezas del vino.

9.- Embotellado

Para terminar con el proceso de producción del vino tinto, hablaremos brevemente de la etapa del embotellado. El vino será embotellado y seguirá su evolución en una atmósfera reductora, puede envejecerse para encontrar un punto de equilibrio y adquirir nuevas propiedades. 

Esto fue todo por nuestra parte, esperamos que la información que te compartimos hoy sobre el proceso de elaboración de vino tinto te haya interesado tanto como a nosotros. Si tienes alguna duda sobre este tema o quieres adquirir nuestros productos, no dudes en contactarnos, estaremos encantados de atenderte.

Aut. josé luis umaña sommelierVino tinto

Deja un comentario

Todos los comentarios son moderados antes de ser publicados

Productos Destacados

Vino Tinto Sirius - Vinos El CieloVino Tinto Sirius - Vinos El Cielo
Vino Tinto Sirius
$ 1,599 MXN $ 19,188 MXN
Disponible
Vino Tinto G&G by  Ginasommelier Gran Reserva Malbec - Vinos El CieloVino Tinto G&G by  Ginasommelier Gran Reserva Malbec - Vinos El Cielo
Vino Tinto G&G by Ginasommelier Gran Reserva Malbec
$ 1,399 MXN $ 16,788 MXN
Disponible

Artículos Populares

  1. La Vendimia
  2. Sustentabilidad en el viñedo
  3. ¿Qué significa “un buen vino”?
  4. ¿Qué significa ser sommelier?